INICIO / Innovación /

¿Cómo aplicar Design Thinking en el negocio educativo?

¿Cómo aplicar Design Thinking en el negocio educativo?

Publicado el: febrero 1, 2019

Emprendedor, existe una herramienta de gran utilidad para fomentar la innovación en las organizaciones de una forma eficaz y exitosa: El Design Thinking. Como su traducción al español lo indica, consiste en el diseño de soluciones, que permite a las empresas obtener mejores resultados; no obstante, esta metodología también puede significar beneficios en otros ámbitos. Hans Gutiérrez, Facilitador y director de DH Facilitadores conversó con Emprendedorestv.pe y nos explicó su potencial en el sector educativo.

El negocio educativo no puede permanecer impasible ante el cambio y por ello debe encontrar las mejores herramientas que permitan esta transformación. Por ello, si los docentes proyectan su mirada, podrán descubrir cómo prototipar la solución a un problema de manera efectiva a través del Design Thinking.

¿Cómo aplicar Design Thinking en el negocio educativo?

Para materializar nuestras ideas dirigiéndolas por este proceso creativo debemos seguir los siguientes pasos:

Mostrar empatía: Comprender las necesidades de las personas para las cuales se está diseñando una idea es lo fundamental. Es un diagnóstico que ayuda a no desviarse del objetivo principal, generado a partir de necesidades de un grupo específico de personas.

Definir las dificultades: Es necesario enmarcar los problemas y verlos como oportunidades para conseguir soluciones. Se debe traer claridad y enfoque sobre lo que se va a trabajar.

Proporcionar ideas: Generar una amplia gama de posibles soluciones que sean creativas e innovadoras.

Prototipo: Se realiza un prototipo de la idea y es llevado a otras personas para que puedan calificar si es útil para ellas.

Testeo: Saber si funciona o no el producto en tu público objetivo. Esto considera un feedback y opinión de las personas involucradas en este proceso creativo.

Casos de éxito
Esta poderosa herramienta se ha diseñado para los emprendedores e innovadores. En el Perú funciona en universidades para potenciar la creatividad de los alumnos. Así mismo, esta metodología puede ser aplicada en otros campos como en la educación. Aquí te mencionamos algunos ejemplos:

¿Cómo aplicar Design Thinking en el negocio educativo?

El ciclo biológico del sueño en la educación: Usado en aulas de niñas(os) cuyos problemas para comprender las instrucciones coincidía con momentos de sueño producto de situaciones familiares particulares, alimentación y ciclo de sueño. Crearon un sistema para regularizar el aprendizaje y el problema se resolvió.

Las mesas silenciosas: En un aula con mesas pesadas difíciles de mover, un docente creativo y 25 alumnos difíciles de controlar pero interesados en aprender, se dan cuenta que al movilizar las mesas para trabajar en grupo generaba mucho ruido y molestia. Ante ello, trabajaron con la metodología para establecer una solución, y marcaron con cinta el piso del aula, indicando las rutas por donde movilizarían las mesas que tenían pelotas de tenis en cada pata. De esta manera, los alumnos aprendieron a crear e innovar.

Juegos de mesa para aprender: Un segmento del aula descubre que ciertas materias resultan más fáciles de aprender si le incorporan lúdica. Por eso diseñan un conjunto de sesiones educativas mezcladas con juegos de mesa.

Si deseas obtener más información sobre Design Thinking puedes comunicarte al teléfono 460-5473.

COMPARTE:

Tambien te puede interesar

MENU