Noticias

5 Tips para enfrentar a “colaboradores difíciles”

Por  | 

En todos los trabajos existe gente difícil, por lo tanto, para que puedas lidiar con ellos depende mucho de tu autoestima, confianza y coraje profesional.

Tipos de personas difíciles: Algunos hablan pero no escuchan, otros siempre quieren tener la última palabra, algunos no cumplen sus compromisos, otros critican todo aquello en lo que no hayan participado. Por lo tanto, las personas difíciles compiten contigo por poder, privilegios y por estar en primer plano, aunque algunos van demasiado lejos tratando de quedar bien ante los ojos del jefe pero descalificándote. Asimismo, este tipo de colegas difíciles intentan desmoralizarte y constantemente sientes como si tuvieras que cuidarte las espaldas.  Existen diversas situaciones y la gente difícil existe en cada lugar de trabajo, pero debes lidiar con ellas.

Lidiar con las personas difíciles: La situación no va a mejorar si la dejas pasar, por el contrario, eso empeorará. Inicialmente las personas entran en shock cuando son tratadas de forma poco profesional, porque una vez que tú estás plenamente consciente de la situación, decidir vivir con la misma por tiempo indefinido no es una opción. Por lo tanto, lo mejor es enfrentar a la persona mientras tú puedas mantener alguna objetividad y control emocional.

Que sucedería si se falla al lidiar con un colaborador difícil: Si estás involucrado en un constante conflicto en el trabajo, podrías no solo ser culpado de ser incapaz de manejar la situación como un profesional maduro, sino también podrías ser nombrado como una persona difícil. Esta etiqueta es complicada de quitar y puede tener consecuencias catastróficas para tu carrera. Asimismo, si la situación continúa deteriorándose en el tiempo, la organización y tu jefe podrían cansarse de ti, por lo tanto, podrías perder tu trabajo.

Tips para lidiar con un colaborador difícil

1. Examinarse Fíjate si la otra persona es realmente el problema y si tú no estás reaccionando exageradamente. Siempre comienza auto analizándote para determinar si el objeto de tu atención realmente son las acciones de esa persona difícil.

2. Explorar: Realiza lluvia de ideas para identificar la situación. Cuando tú eres objeto de un ataque, o tu jefe aparenta apoyar las acciones disfuncionales de un colega, es a menudo difícil evaluar objetivamente sus opciones. Enojo, dolor, humillación, miedo y preocupación de hacer la situación peor son emociones legítimas. Pon atención acerca del acuerdo no verbal que tú estás creando al solicitar la ayuda de otros. Asimismo, te estás comprometiendo a actuar a menos que acuerde acciones que pueden sólo empeorar la situación. De lo contrario, el riesgo es convertirse en un quejoso ante los ojos de tu colega.

3. Dialogar: Explícale a la persona el impacto que sus acciones tienen en ti. Asimismo, sé amable mientras hablas con la otra persona, porque puede ser que ella no esté consciente del impacto de sus palabras o acciones en ti. Puede que sea la primera vez que se enteran de lo que pasa o puede que tengan que considerar y confrontar un patrón acerca de su propia interacción con las personas. Lo peor que puede suceder es que, pueden estar conscientes del impacto de sus acciones pero negarlo o tratar de explicarlo de alguna manera. De este modo, durante la discusión, trata de llegar a un acuerdo acerca de acciones positivas o de apoyo por parte de ambas partes.

4. Seguimiento: Percátate si la conducta ha mejorado o empeorado. Determina si una discusión de seguimiento es necesaria, si ésta tendrá un impacto y si quieres continuar confrontado a esa persona tú mismo. Observa si has recibido apoyo de tu jefe, si la respuesta es sí, ten otra conversación y si es no, escala el problema.

5. Confrontación: Trata con la persona utilizando sentido del humor o ligero sarcasmo, realiza un gesto exagerado, como un saludo militar o ponte la mano en el corazón indicando haber sido herido. Porque pedirle al colaborador difícil públicamente que deje de hacer lo que está haciendo no es un técnica eficaz, pero puedes optar por otras tácticas utilizando el sentido del humor.

Ya lo sabes, sigue estos tips para saber cómo lidiar con personas difíciles en el trabajo.